Artistas de Guayaquil y Medellín, en la primera jornada de un encuentro que afianza vínculos y genera intercambio

El de hoy fue un despertar diferente para la comunidad de la Universidad de las Artes y el público que acudió a la primera actividad del “Encuentro de ciudades a través de las artes: Guayaquil-Medellín”. El taller de performance “Las improntas”, programado de 05:30 a 08:30, los llevó a congregarse en el parque de la Ferroviaria para avanzar por el puente 5 de Junio hacia el Centro de Producción e Innovación MZ14 (Panamá y 9 de Octubre), recogiendo por el camino elementos que llamaran su atención. Ya en el espacio de la UArtes, Julio Huayamave, el artista tallerista, los invitó a elegir el lugar donde se sintieran a gusto para transcribir y canalizar todo lo experimentado al momento de recolectar lo que denominó improntas.

Organizado por el Vicerrectorado de Posgrados e Investigación en Artes (VPIA) de nuestra institución, el encuentro presentará propuestas de artistas de Guayaquil y de Medellín y se desarrollará hasta el viernes 29. Habrá otros talleres; estos de artes escénicas, de investigación-creación y de percusión musical, así como conferencias, exposiciones, performance, proyecciones fílmicas, presentaciones, lanzamientos de libros y fanzines y conciertos.

La bienvenida de las autoridades UArtes

En la bienvenida que se dio a los artistas participantes, la vicerrectora Olga López señaló al encuentro como una fantasía lograda, una idea que inició con amigos de Medellín, reflexionando en la posibilidad de hacer vínculos artísticos, intercambios e intersecciones. Refirió que para ella la actividad tiene muchas expectativas, fue muy cuidada y, como todo, tuvo tropiezos como la pandemia, que llevó a aplazarla. “Espero que todos los colectivos y artistas se conozcan, tengan el gusto de ver lo que estamos produciendo y sientan que la universidad es un espacio que propicia la práctica y el encuentro artísticos”.

 
La vicerrectora de Posgrados e Investigación en Artes, Olga López, durante su intervención en la inauguración del encuentro. La acompañan el rector William Herrera (c) y el vicerrector Académico, Brad Hilgert.

El rector de la UArtes, William Herrera, agradeció y felicitó al VPIA por liderar la gran iniciativa del encuentro. Pese a que su fecha de realización varió, llevarlo a coincidir con el inicio del nuevo semestre, del primer periodo académico que la universidad realiza de manera prácticamente presencial, emociona y evidencia un esfuerzo combinado.

Junto con los artistas colombianos, en la cita intervienen artistas locales, “muchos de ellos graduados en la UArtes”, anotó el rector, quien confesó esperar estar el próximo año en la ciudad del vecino país realizando la segunda etapa del “Encuentro de ciudades a través de las artes: Guayaquil-Medellín”, pues denotaría la internacionalización de la universidad “y de ese tejido que construimos. Llevar lo que se produce y estamos haciendo en Guayaquil”.

El vicerrector Académico, Brad Hilgert, calificó como momentos emotivos tanto al encuentro como al inicio de clases en la UArtes casi en un 90% en la presencialidad. Fue un acierto que se desarrolle en el inicio del nuevo periodo académico, pues debe entenderse la naturaleza pedagógica del arte para la formación de nuestros estudiantes, dijo y reveló que en su reciente participación en la reunión de Red Universitaria de Artes (RUA), en Cuba, ya se habló de realizar un encuentro similar con La Habana.

Con tres de los artistas colombianos participantes

El artista y catedrático colombiano Carlos Caballero resaltó la motivación que tienen todos por ver lo que sucederá. En la jornada de este lunes él dictó la conferencia “La música popular tropical bailable en Colombia y los compilados discográficos como legado para el patrimonio cultural”, la cual, indicó, se refiere específicamente a Medellín, que en común tiene con Guayaquil lo maravillosa que es la gente. “Nos sentimos como en casa, vamos a tener una semana maravillosa a la cual invito a todos los que se puedan sumar. Sé que los estudiantes están empezando clases y creo es un momento maravilloso para renovar fuerzas e iniciar un año académico en este evento que une a dos ciudades significativas para Latinoamérica”.

Carlos Caballero en la conferencia que dictó en la Plaza Pública del MZ14. El tema que abordó fue “La música popular tropical bailable en Colombia y los compilados discográficos como legado para el patrimonio cultural”.

El tema que Caballero propuso para la cita está relacionado con su tesis doctoral sobre las producciones discográficas de la música tropical en la década 60 y 70 en Medellín, que fue el epicentro de la industria discográfica durante mucho tiempo, con una gran cantidad de sellos que influyó mucho en el devenir de la industria y de la música tropical a nivel latinoamericano. Él trata de documentarlo para que la gente lo conozca, precisó.

“Quienes estamos en el campo de la educación somos los llamados a liderar una gran cantidad de procesos, especialmente en Latinoamérica, que está pasando por una situación interesante, a nivel político y social… Un sitio como la Universidad de las Artes, pensado para las artes, es un paradigma que podemos replicar en otros sitios”, sostuvo.

John Mario Montoya, de la Universidad Débora Arango, confesó estar bastante “descrestante” (palabra que anotó se utiliza en su país) por el espacio público y el cuidado de la memoria de la UArtes. “Me tiene encantado porque Medellín, que es una ciudad innovadora, acaba con la memoria porque todo lo quiere renovar”. Con la UArtes se mantienen vínculos desde el 2019, dijo, “pero por tema pandemia no se han podido concretar. Ahora queremos iniciar una relación en términos más oficiales y tratar de generar ese vínculo y una posible movilidad que nos interesa”.

El artista, investigador y docente colombiano John Mario Montoya (sentado a la izq. en la primera mesa) junto a otros artistas de su ciudad, Medellín, y de Guayaquil en el networking de bienvenida, en el Mono Capuchino.

Ana María Vallejo de la Ossa, quien es docente, investigadora y coordina un doctorado en artes en la Universidad de Antoquia, expresó celebrar con Guayaquil y la comunidad universitaria la hermosa iniciativa de que las ciudades latinoamericanas se encuentren a través del arte. “Fue todo el motor que tuvieron los directivos de la UArtes y nosotros recibimos con mucho entusiasmo este gran deseo de volver a compartir”.

Indicó que manifestaba el volver a compartir porque a lo largo de algunos años se ha tejido una relación con la UArtes con la institución de educación superior a la cual se pertenece, misma que es pública, cuenta con sedes en algunas regiones y tiene su ciudadela universitaria en Medellín. Agregó que con los dos actores con quienes trabaja –Florinen Pacheco y Ferney Arboleda– quiso traer una obra lo más rica posible, pero liviana, que pudiera viajar sin grandes dificultades. Está confiada a la magia del teatro, a la palabra, al cuerpo, a los actores que la acompañan y a la alegría de los espectadores, es como un regalo artístico para Guayaquil.

Ana María Vallejo (c) con las docentes UArtes Bertha Díaz (izq.) y Lorena Toro.

Vallejo de la Ossa indicó que aprovecharán los espacios que ofrece el encuentro para hacer un taller con los artistas locales, “que sea como un lugar de mutuo reconocimiento, de intercambio, de juego teatral. Con eso venimos y con la gran expectativa de ver a los demás artistas con sus instalaciones sonoras, musicales, plásticas, visuales, poéticas… Esa es la efervescencia que nos alimenta. Es un espacio muy político, entendido esto como la posibilidad de vernos, de hablarnos, de encontrarnos y de compartir un arte que teje lazos en América Latina. Coincide, además, con la recuperación de las miradas, del contacto, de los cuerpos, de las escuchas, de eso que es el encuentro y que es lo que posibilita lo humano, no pudo ser en un mejor momento”.

En la foto principal, algunos de los participantes en el taller de performance “Las improntas”, que dictó Julio Huayamave.

Comparte esta nota